Grupo D: Abran paso a la locomotora gala


En el grupo D todos los focos están pendientes de Francia y su excelente estado de forma corroborado en los amistosos previos a la Eurocopa. El equipo de Blanc llega a tope y asusta a sus rivales gracias a la calidad de sus jugadores y a un nivel físico que muchas selecciones no alcanzarán.

El Francia-Inglaterra que abre el grupo es uno de los mejores partidos de la primera fase, aunque los de Hodgson llegan muy mermados por las bajas. Los galos son los grandes favoritos del grupo y el último partido podría servirles para descansar si ganan los dos primeros y atención porque este grupo se cruza con el C y los franceses quieren evitar a España a toda costa, a pesar de ser la bestia negra de ‘La Roja’ en los partidos oficiales.

Suecia y Ucrania tratarán de aprovechar sus oportunidades y pugnarán con los ingleses para acceder a los cuartos, aunque ninguno de los dos equipos tiene potencial para plantar cara a los dos grandes.

Francia: Vuelven a estar entre los favoritos

Los jugadores franceses celebran un gol en un amistoso recienteLas actuaciones de la selección gala en los grandes torneos desde que alcanzaron la final del Mundial de 2006 han sido rotundos fracasos. No superaron la fase de grupos en la última Euro y tampoco en Sudáfrica, lo que le costó el puesto a Domenech.

La relación entre los jugadores y el anterior seleccionador era pésima, los problemas en Sudáfrica fueron constantes y el buque francés zozobró en la gran cita africana. El entrenador no quiso llevar al campeonato del mundo a ninguno de los jugadores nacidos en el 87 y que hoy lideran la selección francesa. Ese es el gran cambio que ha protagonizado Blanc, actual seleccionador, que ha sabido llevar a cabo el relevo generacional que Francia llevaba años pidiendo a gritos. Todavía queda algún veterano, pero las estrellas de ‘les bleus’ ahora son los jugadores del 87: Nasri, Menez, Remy, Ben Arfa y Benzema, el jugador que ha explotado este año en el Real Madrid y máximo exponente de la genial generación.

El cambio de Francia en estos dos años ha sido espectacular, llegando a convertirse en uno de los grandes favoritos al título. Lo más destacado del equipo es su línea atacante, con Ribery y los jugadores del 87. Detrás Cabaye, una de las revelaciones de la Premier gracias a su buena campaña en el Newcastle, pone orden y distrubuye el juego bien secundado por M’Vila, un portento físico que se harta a correr durante todo el partido.

La defensa despierta alguna duda, puesto que Mexes no está a un gran nivel y Blanc tampoco se atreve a apostar decididamente por Koscielny. Evra y Clichy pugnarán por un puesto en el lateral izquierdo, aunque ninguno ha hecho una gran temporada. Debido a la baja de Sagna en la derecha Debuchy será el titular y puede ser una de las sensaciones del torneo.

Inglaterra: Las bajas condicionan el equipo de Hodgson

La selección inglesa está considerada como una de las grandes del panorama futbolístico, pero su palmarés se limita al Mundial que ganaron con el polémico gol fantasma de Hurst en el 66 y que ellos mismos organizaron. Desde entonces decepción tras decepción. Inglaterra es un clásico del fútbol, tiene grandísimos jugadores, pero una fama que no merece por su trayectoria. Vale que en los años 80 y 90 tuvieron grandes equipos, pero en la última década no levantan cabeza, bien sea por el gol fantasma del Mundial de Sudáfrica o por no haberse clasificado para la última Eurocopa.

Capello clasificó a Inglaterra para la Eurocopa con un juego un tanto ramplón. Pertrechados atrás y esperando la contra hasta que surge la oportunidad. Fueron primeros de grupo, pero el técnico italiano dimitió por desavenencias con la Federación, ya que el entrenador quería devolverle la capitanía a Terry, pero no se lo permitieron y se marchó. Ahora Hodgson ocupa el banquillo y no ha podido tener peor suerte con las lesiones, porque Inglaterra es, con diferencia, la selección que más bajas tiene de cara a la Eurocopa. Wilshere, que se ha perdido toda la temporada, estaba llamado a llevar la batuta del equipo, Lampard, Barry y Cahill también han caído en las últimas fechas, y para colmo Richards y Ferdinand tampoco están convocados por distintas desavenencias. El último en abandonar la concentración ha sido Jermaine Defoe por el fallecimiento de su padre, aunque podrá participar en el torneo.

Parece que a Inglaterra le ha mirado un tuerto, porque si las bajas no son suficientes a ello hay que unir la sanción de dos partidos de Wayne Rooney, que se perderá los enfrentamientos contra Francia y Suecia. ¿Es un riesgo convocarle? Tal vez, porque cuando debute puede que sea demasiado tarde, pero tal y como está la selección inglesa dejar fuera a su gran estrella es algo que no se pueden permitir.

Las bajas provocarán que Gerrard se eche el equipo a la espalda. El mito del Liverpool no ha tenido suerte en la selección y su carrera merece una actuación destacada en un gran torneo, pero sus continuos problemas físicos hacen dudar de su rendimiento. Tantos partidos seguidos en tan poco tiempo no creo que sea lo que más le convenga al bueno de Steve. Él será quien tire del carro, pero Inglaterra dispone de numerosos jugadores de calidad con mucha velocidad, perfectos para el juego de contragolpe que propone Hodgson.

Personalmente espero que Oxlade-Chamberlain disfrute de muchos minutos. En principio partirá como suplente, pero al que no le haya visto jugar que se fije en él, es un extremo eléctrico que va para figura. ¡No le pierdan de vista!

Suecia: A frotar la lámpara del genio Ibrahimovic

Hace cuatro años, en la Eurocopa de Austria y Suiza, la selección sueca quedó emplazada en el mismo grupo que la campeona España. Villa sentenció el partido en el descuento con un golazo después de un control que sólo pueden hacer unos pocos elegidos. Ese es el resumen y lo que recuerda el gran público, pero España no fue mejor que Suecia aquella tarde en Innsbruck, ni mucho menos. Los nórdicos empezaron por detrás, pero de la mano de un Ibrahimovic colosal consiguieron empatar. España lo pasó muy mal en aquel encuentro, puesto que no fue capaz de contrarrestar el juego directo de Suecia. Aquella tarde el ahora delantero del Milan no salió en la segunda parte por lesión y bien que lo agradeció el equipo de Luis Aragonés.

Ibrahimovic sigue siendo la estrella del combinado sueco, es su máximo referente y básicamente siguen jugando igual que hace cuatro años. Lo mejor que le ha pasado al equipo es la irrupción de jugadores como Elm, Bajrami o Toivonen, que destacan en la Eredivisie, pero que no parece que dispongan del peso necesario para marcar diferencias en una Eurocopa.

Cabe destacar que el equipo sueco sólo ha perdido dos partidos de los diez de la fase clasificatoria, en Amsterdam ante la todopoderosa Holanda y en Hungría, lo que demuestra que son un equipo duro de pelar y que venderá cara su derrota en los tres partidos de la fase inicial de la Eurocopa.

Ucrania: Debuta en la Euro… por ser la organizadora

La selección ucraniana en una sesión de entrenamientoOrganizan la Eurocopa junto a Polonia, pero de no haberlo hecho probablemente no se hubiesen clasificado, al tratarse de una selección bastante floja. Es la primera vez que jugarán la fase final del torneo, pero pocos apuestan a que alcanzarán la siguiente fase.

La base de la selección es el Dinamo de Kiev -ciudad donde se disputará la final-, pero no corren buenos tiempos para el conjunto capitalino, que pese a ser uno de los equipos que más jugadores tiene en la Eurocopa ninguno destaca especialmente, porque cualquier tiempo pasado fue mejor para el Dinamo. El hecho de que multitud de jugadores extranjeros destaquen en los principales equipos del país ha provocado que los jugadores nacionales no tengan el protagonismo de otras épocas. Shevchenko está ante su último gran torneo y le pasará el relevo a Yarmolenko, que será la estrella de la nueva generación ucraniana. De entre los demás destaca el central del Shaktar Rakytskiy y el mediocentro del Bayern Timoschuk.

Jugadores destacados

Benzema: Tiene todas las papeletas para ser una de las estrellas de la Euro. Ha realizado una campaña fantástica y se encuentra en un gran estado de forma. Probablemente haya sido el jugador que más ha mejorado en las dos últimas temporadas en la élite europea.

El delantero lionés es capaz de marcar de todas las formas posibles. Suyos han sido algunos de los mejores goles de la temporada en la Liga BBVA, como aquel que hizo en Pamplona similar al de Van Basten en la final de la Euro 88 (video). Estará bien secundado por Ribery, Nasri y Menez, que se encargarán de suministrarle balones. Si el partido se complica Blanc podría optar por retrasarle y dar entrada a Giroud, que ha marcado muchísimos goles en la liga francesa.

Gerrard se levanta en un partido de la selección inglesaGerrard: La estrella de Inglaterra es Rooney, pero al estar sancionado los dos primeros partidos el capitán merece ser destacado. Gerrard es un mito, lleva toda la vida en el Liverpool y es uno de los jugadores más respetados de las islas. Representa a la perfección el estilo inglés y debería haber sido el capitán mucho antes, pero se estrenará oficialmente en esta Eurocopa. Es el ‘box to box’ por antonomasia del fútbol europeo, pero no vive su mejor momento.

Ibrahimovic: La estrella del Milan es el líder de Suecia. Ha tenido altibajos en su selección, renunciando en alguna ocasión, pero volvió antes de la fase clasificatoria. Si su equipo aspira a hacer algo en Polonia-Ucrania dependerá de lo que haga el ariete de ascendencia bosnia. Adorado y odiado, ha triunfado en todos los clubes por los que ha pasado este trotamundos del fútbol… salvo en el Barça. Aunque en la Liga Española hizo unos números que están a la altura de muy pocos se marchó por sus desavenencias con Guardiola. En el Calcio se encuentra como en casa y siempre es uno de los jugadores más destacados, aunque en su selección nunca ha sido capaz de alcanzar el mismo nivel.

Shevchenko: Es uno de los mejores delanteros europeos de este siglo, pero su tiempo ya pasó. Ha perdido la velocidad y la chispa que tenía y sus cifras realizadoras han descendido mucho desde que abandonó el Milan para fichar por el Chelsea. Aquel traspaso fue una losa en su carrera de nunca llegó a superar. Ha anunciado que tras la Eurocopa colgará las botas, gran final a una carrera en la que destaca una Champions y un balón de oro.

Grupo C: El choque de estilos


España parte como favorita en este grupo. Algo lógico después de ganar la última edición y el Mundial de Sudáfrica. Es el enemigo a batir y todos los equipos vivirán su particular final cuando se enfrenten al combinado de Vicente Del Bosque.

‘La Roja’ debería pasar como primera de grupo o como segunda si ocurriese algo raro, pero no olvidemos que en estos torneos, tanto Eurocopas como Mundiales, las sorpresas están a la orden del día y a los últimos campeones no han tenido buenas actuaciones en las últimas ediciones. No hay que olvidar que Grecia se fue a casa a las primeras de cambio en Austria-Suiza y que Italia tampoco superó la primera fase en Sudáfrica. Ver a España eliminada en la fase de grupos es una hipótesis difícil de imaginar, pero seguro que las casas de apuestas le pagarían una fortuna en el caso de que sucediese.

Los jugadores de España celebran un gol en el último partido amistoso

Antes de que se destapara la polémica con las apuestas en Italia los de Prandelli eran los candidatos, junto a España, para estar en la siguiente fase, pero ahora cualquier cosa puede suceder. No olvidemos que antes del Mundial del 82 vivieron un caso parecido y salieron campeones, al igual que en 2006 cuando días antes de que se iniciase el Mundial se destapó el escándalo conocido como ‘Moggigate’ que acabó con la Juventus en la Serie B y con la ‘Azurra’ proclamándose campeona del mundo en Berlín. Es decir, en cualquier selección un escándalo de este tipo sería una bomba, pero en Italia les hace más fuertes y se conjuran para conquistar el título.

España: Un centro del campo de ensueño

Cualquier seleccionador del mundo daría lo que fuese por tener en sus filas a alguno de estos jugadores: Busquets, Xabi Alonso, Xavi Hernández, Cesc Fábregas, Silva, Mata, Cazorla e Iniesta. La suerte de Del Bosque es que no tiene que quedarse con uno, si no descartar a varios ya que no puede jugar con todos. Ningún equipo tiene el talento que reúne España en el centro del campo. Si a esto le añadimos a los Pedro, Piqué, Ramos, Navas o un Jordi Alba que llega a la Eurocopa como una bala, nos queda un equipo de ensueño que tiene a Casillas como su ángel de la guarda. La única duda está en la delantera, ya que con la baja de Villa ninguno de los sustitutos asegura los goles que ‘el Guaje’ marcaba en las grandes citas.

Italia: La delgada línea que separa el éxito del fracaso

Es imposible predecir el rendimiento que va a dar la escuadra italiana en la Eurocopa. Como ya he comentado al inicio del post los italianos son capaces de lo mejor y de lo peor, incluso de crecerse y hacerse con el título. Son Italia, a orgullo nadie les gana y se crecen ante las adversidades.

En el plano futbolístico Prandelli le ha cambiado la cara a la selección. Tras pasar cinco años en la Fiorentina el técnico desembarcó en la Federación y se hizo cargo de la ‘Azzurra’ tras el Mundial, sustituyendo a Marcello Lippi. Pirlo es el centro neurálgico del equipo y el resto se alinea a su alrededor. Los Gatussos y Ambrosinis de turno han dejado paso a jugadores de más calidad como Montolivo o Marchisio, aunque Prandelli suele dar entrada en ocasiones al nacionalizado Thiago Motta, encargado de hacer el juego sucio tan típico de los italianos.

La defensa ya no es el muro infranqueable que les caracterizaba, ahora lo que destaca de los transalpinos es el talento de sus hombres de ataque. Balotelli es capaz de lo mejor y de lo peor, pero Prandelli ha apostado por él y será el titular junto a Cassano, recuperado de la operación que le alejó de los terrenos de juego todo el año. Di Natale, casado con el gol, nunca ha rendido en la selección como lo hace en el Udinese, pero será una amenaza en cuanto pise el terreno de juego, al igual que Giovinco, probablemente el jugador con más talento del conjunto italiano.

Croacia: Buscando la alternativa

Las posibiliadades de los croatas dependen sobremanera de lo que suceda en su primer partido. Si ganan a Irlanda tendrán posibilidades de colarse en cuartos, pero si no es así será complicado que puedan superar a Italia y España, dos selecciones superiores a Croacia. Si ganan el primer partido se vendrán arriba y con confianza son capaces de cualquier cosa, ya que disponen de jugadores de calidad -especialmente Modric y Rakitic- pero demasiado irregulares.

Olic no es un gran goleador, pero ejercía de referencia arriba. Su baja de última hora -suplida por Kalinic- pesará. El ex del Arsenal, Eduardo Da Silva es quien más opciones tiene de ser titular, aunque desde su lesión hace dos años no ha sido el mismo.

Como buen equipo balcánico, Croacia será un equipo que venderá cara su derrota. Si tienen el día pueden ser muy peligrosos como ya demostraron en las últimas grandes citas, pero son un equipo capaz de lo mejor y de lo peor. Cuentan con laterales y jugadores de banda de calidad que pueden ser muy peligrosos siempre que Rakitic y Modric les pongan el balón en condiciones, pero no son un equipo que a priori asuste a sus rivales.

República de Irlanda: Defensa, defensa y contraataque

Los irlandeses han hecho una gran clasificación, quedando segundos en el grupo que lideró Rusia, un grupo relativamente fácil pero en el que sólo perdieron un partido, tres empatados y ocho ganados. Lo que más llama la atención es su fiabilidad defensiva, ya que sólo concedieron ocho tantos en doce partidos, pero con Trapattoni de entrenador es algo lógico, ya que se trata de un técnico que construye sus equipos desde basándose en una fuerte defensa y aprovechando las contras para subsistir. Así es como juega Irlanda. Con ocho jugadores parapetados delante del portero y los dos delanteros buscándose las habichuelas ayudados con los jugadores de las bandas.

Irlanda nunca optará por dominar un encuentro, no saben hacerlo. Optan por el juego directo y por los balones aéreos cuando el partido se complica, el típico juego inglés de todas la vida. Sus partidos serán todos a cara de perro, siendo un rival muy difícil de superar, pero lo lógico es que no superen la primera fase.

Jugadores a seguir

Andrés Iniesta: El autor del gol de la final del Mundial se hace merecedor de esta distinción, aunque en España son muchos los jugadores que podrían ser destacados. Xavi, mejor jugador de la última Eurocopa y metrónomo de ‘la Roja’ también lo merecería, pero las opciones de los de Del Bosque dependen sobremanera del estado del albaceteño. Si no tiene problemas físicos puede ser el mejor jugador del torneo y llevar a su equipo a la victoria. Es talento y si está bien es imparable. No marcará tantos goles como otros, pero cuando coge el balón el estadio entero sabe que puede pasar cualquier cosa. Un auténtico genio del fútbol. Atención a la sociedad que forma con David Silva que puede resultar decisiva.

Andrea Pirlo: Es el jefe de Italia. Con un palmarés impresionante sólo le falta una Eurocopa que sería la guinda a su trayectoria. Mediocentro de excelente golpeo de balón, Italia juega al ritmo que marca el centrocampista de la Juventus.

Luka Modric: En Croacia no hay duda: Modric es el mejor jugador y con diferencia. Milita en el Tottenham inglés y cada verano suena para como refuerzo para uno de los grandes de las islas, pero todavía ninguno se ha atrevido a pagar el pastizal que piden por él. Merece jugar la Champions cada temporada, ya que se trata de uno de los mejores jugadores del continente, aunque haya partidos en los que pasa desapercibido. La irregularidad es su gran fallo y el devenir de Croacia depende sobremanera de ello. Con un Modric activado los de Bilic serán un equipo peligroso, pero si el Cruyff balcánico no aparece… malo.

Robbie Keane: McClean ha sido la revelación irlandesa de la temporada después de realizar una excelente campaña en el Sunderland, pero Keane es el buque insignia irlandés. Lleva ahí toda la vida y es un seguro de vida. No se le ha olvidado marcar goles y siempre hay que estar pendiente de él. Es un viejo rockero de la escuela de Raúl e Inzaghi y aunque ahora milite en la MSL no es tan mayor como parece. Sólo tiene 31 años, pero ha jugado al máximo nivel tantos años que parece mucho más veterano. Seguro que no se irá de la Euro sin marcar.

Grupo B: Un grupo para disfrutar


A este grupo se le ha denominado “el grupo de la muerte” porque cualquier error te puede dejar fuera y es el que más nivel tiene de los cuatro. Alemania, Portugal y Holanda son equipos con jugadores de muchísima calidad y como ya comenté en un post anterior, la holandesa y la germana son dos de las selecciones favoritas junto a Francia y España. Dinamarca es el invitado a la fiesta pero con mucho que decir, porque a pesar de no tener tanto nivel como sus rivales siempre son un conjunto peligroso, aunque sus posibilidades de alcanzar los cuartos son escasas.

A diferencia de lo que sucede en otros grupos, todos los partidos de éste son muy atractivos para el espectador. Cualquiera de los seis choques será un partidazo a vida o muerte, en los que podremos disfrutar de los Robben, Cristiano o todas las estrellas alemanas, sin olvidarnos del danés Eriksen que puede ser una de las revelaciones del campeonato.

Alemania: Mucho más potentes que los finalistas de 2008

Lehman, Friedrich, Mertesacker, Metzelder, Lahm, Frings, Ballack, Hitzlsperger, Schwensteiger, Klose y Podolski. Ese fue el equipo que jugó y perdió la final ante España hace cuatro años y no se parece en nada al actual. Entre medias, Alemania ha ganado un campeonato de Europa Sub 21 con una selección llena de talento y posteriormente maravilló en el Mundial, hasta que sus verdugos en Viena les cortaron las alas en su camino a la final con aquel cabezazo de Puyol en Durban. Alemania es, con diferencia, la selección que más ha cambiado en estos cuatro años.

La selección alemana en un entrenamientoLos germanos se han “españolizado” y ahora juegan un fútbol mucho más vistoso, de toque, pero sin renunciar a su tradicional pegada. De todos los convocados por Low sólo seis disputaron la última Eurocopa, el resto se han incorporado a la Mannschaft a lo largo de estos cuatro años (En este enlace tenéis los convocados, atención a la fecha de nacimiento, son jovencísimos). Esos jugadores son los Ozil, Muller, Gotze, Kroos o Neuer, la nueva generación teutona que asusta a Europa.

Alemania es clara favorita al título y tienen ganas de vengarse de España, pero el camino no será sencillo y lo primero que deberán hacer es superar el “grupo de la muerte”, aunque no deberían de tener problemas para acceder a los cuartos al ser superiores a Portugal y Dinamarca. El partido ante Holanda el miércoles 13 es una final anticipada y uno de los partidos más atractivos de esta fase.

El otro día Berti Vogts señaló que “Khedira, Schwensteiger y Ozil formaban el mejor centro del campo de la Eurocopa”. Es un trío de muchísimo nivel, pero viendo el rendimiento del tunecino en el Madrid no se puede considerar nunca mejor al que forman los españoles. Cada vez que Khedira salta al campo demuestra que está a años luz de Xabi Alonso, titular en la selección española junto a Xavi, Busquets, Iniesta y Silva. Son dos estilos bien diferentes, pero en esta comparación salen perdiendo los germanos por goleada.

Los últimos amistosos dejaron dudas en la expedición germana, pero no hay que olvidar que Alemania en cuanto comienza el torneo se activa y son temibles. Nadie compite como ellos.

Holanda: Nadie tiene más potencial en ataque

Los tulipanes cuentan con el mayor arsenal de ataque de toda Europa y dos de los goleadores que más tantos han anotado este curso. Pero a su vez, ese es uno de los problemas de Holanda, que es complicado que Van Persie y Huntelaar jueguen juntos. Van Marwijk los ha alineado juntos en alguna ocasión, pero el experimento no ha funcionado y no le gusta colocar al delantero del Arsenal en una banda porque pierde mucha pegada. Por eso, lo más probable es que Van Persie sea el titular y Huntelaar espere su turno en el banco.

Por detrás estarán los clásicos Sneijder, Kuyt y Robben, que tiene ganas de ganar un título después de perder tantas finales. Le será complicado al hábil extremo quitarse el cartel de gafe, pero para ello deberá levantar el título en la final. Cabe destacar el joven Luuk De Jong (no confundir con Nigel, mediocentro) que ha realizado una excelente campaña en el Twente pero que tiene por delante a Van Persie y Huntelaar, por lo que sus minutos serán prácticamente testimoniales.

Holanda tiene un equipazo. Es el mismo bloque que llegó a la final del Mundial más algún joven que ha destacado en la Eredivisie, como el caso de Strootman y Willems, que tienen muchas posibilidades de ser titulares. De Jong agrede a Xabi Alonso en la final del MundialEl primero es mediocentro y puede mandar al banco a Nigel De Jong, célebre por la patada a Xabi Alonso en la final del Mundial y por partirle la pierna a Ben Arfa en la Premier, ambas entradas bajo la mirada de Howard Webb, que no lo expulsó en ninguna de las dos acciones. Strootman es más futbolista que el del City y Holanda lo nota a la hora de jugar el balón, pero también provoca que sea más inconsistente en defensa, donde De Jong se siente como un gorrino en una piara. El que nunca falta en el once de Van Marwijk es Van Bommel, su extensión sobre el terreno de juego y uno de los más sucios de la Eurocopa. Será uno de los jugadores que más faltas cometan, habrá que ver cuanto le permiten los árbitros.

Portugal: Cristiano y diez más

No hay una selección en toda la Eurocopa que dependa tanto de un solo jugador, tal vez Suecia con Ibrahimovic, pero el potencial de un equipo y otro es totalmente opuesto. Cristiano es Portugal y el devenir de los lusos dependerá de lo que haga su gran estrella. Si está en “Modo Real Madrid” pueden optar al título porque CR es imparable cuando está enchufado. El problema es que veamos la versión a la que nos tiene acostumbrados cuando viste la camiseta de su país. Pasó sin pena ni gloria por la última Euro, fracasó en Sudáfrica y su fase de clasificación no ha estado al nivel de una estrella como él, pero en estas tres semanas puede pasar cualquier cosa.

La selección lusa se clasificó para el torneo en la repesca después de superar a Bosnia pero sin disipar las dudas. Paulo Bento sustituyó a Queiroz y el equipo mejoró, pero no lo suficiente. Portugal cuenta con excelentes jugadores que militan en los mejores equipos del continente, pero no consiguen brillar como conjunto. El peligro de este equipo llegará por las bandas, aunque su gran problema es la falta de un rematador de garantías. En principio Postiga será la referencia arriba, pero este año en la Liga ha demostrado que es capaz de hacer un gol impresionante de chilena y después fallar una ocasión clarísima, es decir, que no es un goleador fiable.

A pesar de contar con excelentes jugadores, dudo que Portugal pase a la siguiente fase. Dependerá de Cristiano y del enfrentamiento contra Holanda, que cerrará el grupo. Creo que Alemania es superior a ambas y será la primera de grupo, el equipo que le acompañe a cuartos probablemente se decida el domingo 17 en Lvov.

Dinamarca: El sorteo les condenó antes de empezar

Hay más posibilidades de que te toque el gordo del sorteo de Navidad que de que los daneses pasen a la siguiente ronda. Si hubieran caído en el Grupo A podía haber pasado cualquier cosa, pero en éste su suerte está echada.

Dinamarca es una selección atractiva. En sus partidos siempre hay muchas ocasiones de gol, a favor y en contra, y su juego se caracteriza por las rápidas transiciones defensa ataque aprovechando las bandas. Bendtner estará arriba para rematar los balones que le caigan, pero ya conocemos al delantero del Arsenal que ha estado cedido en el Sunderland, es capaz de cualquier cosa, pero no se caracteriza por ser un goleador.

Jugadores a seguir

Mario Gómez: Muchos son los jugadores alemanes merecedores de ser destacados, pero el ‘killer’ del Bayern ha realizado una temporada impresionante a pesar de perder la final de la Champions ante el Chelsea. Debuta como titular en una gran cita, pero su actuación dependerá de lo que sean capaces de hacer sus compañeros por detrás. Si Alemania está bien y llega arriba Gómez se puede hinchar a marcar goles. Es uno de los grandes candidatos para llevarse el premio de máximo goleador.

Van Persie: Sus 30 goles de todas las formas y colores en la Premier le avalan. La temporada de Robie Van Persie ha sido sensacional y el Arsenal jugará la próxima edición de la Champions gracias a su gran estrella, aunque todavía está por ver si él seguirá siendo un gunner la próxima campaña. Como ya he comentado antes el problema de Holanda es disponer de dos goleadores y que el entrenador no sea capaz de modificar el esquema para dar cabida a ambos, pero es una pena que Huntelaar no vaya a ser titular en Holanda.

Cristiano celebra un gol con su selecciónCristiano Ronaldo: No podía ser de otra forma, es el mejor jugador de Portugal y uno de los mejores del mundo. Máximo goleador europeo de la temporada con 46 goles en Liga y 10 en Champions, es uno de los favoritos al Balón de Oro y su actuación en la Eurocopa servirá para disipar las dudas. Peca de no aparecer en los partidos decisivos, aunque este año lo ha hecho en el Camp Nou y en las semifinales de la Champions, pero su intermitencia es su gran lastre. Puede marcar un golazo y desaparecer el resto del encuentro.

Capaz de marcar desde cualquier lado posee unas cualidades físicas insuperables y una potencia descomunal que le ayuda a elevarse más que nadie en el juego aéreo. Si dispone de espacios para jugar a la contra es prácticamente imparable, pero cuando se enfrenta a una defensa cerrada atrás le cuesta destacar aunque en esas situaciones suele recurrir a su brutal golpeo de balón, que le ha sacado las castañas del fuego en más de una ocasión.

Eriksen: La última estrella del Ajax no tardará en dar el salto a un grande de Europa. La temporada pasada, con 19 años, realizó una segunda parte de campeonato impresionante, llevando al equipo de Amsterdam a conquistar la Eredivisie. Esta campaña no ha estado tan brillante, pero tiene un gran futuro por delante.

Juega por detrás del punta, bien por el centro o bien por la banda, tiene gol, pero este año se ha especializado en las asistencias. Eriksen ha dado 20 pases que acabaron en gol en la liga holandesa y ha marcado 8 goles. Fue el jugador más joven que participó en el último Mundial y desde entonces su progresión no ha parado.

Grupo A: El campeón no saldrá de este cuarteto


Vaya por delante que no soy partidario de que dos países organicen un gran torneo, y menos aún que ambos sean cabezas de serie en el sorteo. Dicho esto, considero que el Grupo A de esta Eurocopa es uno de los más flojos que recuerdo en una gran cita y es una pena que el partido inaugural sea un “apasionante” Polonia-Grecia. Pero bueno, es lo que hay, la UEFA lo ha querido así y hay que disfrutar de la Eurocopa aunque haya grupos mucho más interesantes que otros.

Polonia: Los cuartos en el horizonte

La actual generación polaca es la mejor de las dos últimas décadas. Han participado en Mundiales y en la última Eurocopa, pero sin pena ni gloria. Su último gran éxito fue la medalla de plata en las Olimpiadas de Barcelona tras el gol de Kiko en el último suspiro de la final. El tercer puesto de los Mundiales del 82 y el 74 queda ya demasiado lejos y muchas generaciones de polacos no han vivido una alegría con su selección. Tampoco va a ser este el torneo en el que lo hagan, pero dado el poco nivel de su grupo y que juegan en casa no es una utopía pensar que estarán en cuartos.

Cuentan con jugadores de calidad que destacan en equipos importantes, como es el caso de Lewandowski, Blaszczykowski y Piszczek que se han proclamado campeones de la Bundesliga con el Dortmund, o Sczcesny que destaca en la portería del Arsenal.

Uno de los grandes handicaps que presentan es la poca experiencia de sus jugadores en las grandes citas. Algunos están acostumbrados a jugar la Champions, pero sólo cinco repiten convocatoria desde la última Eurocopa.

Grecia: Repetir la hazaña de 2004 es imposible

Aún resisten Karagounis y Katsouranis de la selección helena que se proclamó campeona de Europa hace ocho años en Portugal, pero la forma de jugar de Grecia es similar a aquella. Una dura defensa y sacar el máximo rendimiento de las contras y el balón parado, ese es el libro de ruta del equipo del portugués Fernando Santos en este torneo.

El delantero del Samsunspor turco Gekas será la referencia arriba, pero el devenir de los helenos dependerá sobremanera de las genialidades del delantero del Celtic Samaras. A pesar de haber sido primeros del grupo de Croacia en la fase de clasificación no creo que tengan un buen papel en la Eurocopa, aunque hay que recordar que hace ocho años nadie daba un euro por ellos y se llevaron el título a su país.

Rusia: La gran favorita del grupo

Dick Advocaat no ha cambiado prácticamente nada de la selección que su compatriota Hiddink dirigió en Austria/Suiza. Los rusos no pudieron con la campeona, cayendo en semifinales, pero dejando el pabellón muy alto. Cuentan con jugadores de talento y a la vieja guardia (Arshavin, Pogrebnyak o Pavlyuchenko) se les ha unido Dzagoev, que apuntaba muy alto pero que en los últimos tiempos su progresión no ha sido la esperada.

Se trata de una selección interesante y atractiva para el espectador, que trata muy bien el balón gracias a la calidad de sus centrocampistas. Son los favoritos del grupo junto a la selección polaca y su ausencia en cuartos sería un auténtico fracaso. Si todos sus jugadores están inspirados serán un rival muy complicado, pero el problema es que alguno de ellos no ha merecido ser convocado para la Eurocopa, como es el caso de Arshavin, que ha protagonizado una temporada para olvidar, como las últimas en las que estuvo en el Arsenal. Volvió al Zenit en el pasado mercado invernal, pero no es el que fue hace cuatro años. Con una facilidad insultante para ganar peso, Arshavin, es tan talentoso como irregular. Con la selección tiende a jugar mejor que en sus clubes y si está motivado es capaz de cualquier cosa, pero nadie sabe por donde puede salir el genio ruso.

República Checa: Cualquier tiempo pasado fue mejor

Los checos cuentan con varios jugadores jovenes con mucha calidad. Esta cita probablemente les pille demasiado pronto, pero llevan años haciendo buenos papeles en las diferentes categorías inferiores y el futuro es esperanzador para una selección que hace décadas daba miedo.

Hoy son una de las selecciones más débiles del torneo y es practicamente imposible que pasen a la siguiente fase, a pesar de haber quedado encuadrados en el grupo más sencillo. El seleccionador Michal Bilek ha reunido un grupo que mezcla veteranía y juventud casi a partes iguales. Cech y Rosicky son los jefes de la selección, secundados por otros veteranos como Baros o Plasil. Pilar destacó en el doble enfrentamiento contra España en la fase clasificatoria, pero aún no dispone de los galones que el tiempo le irá dando. También destaca arriba Necid, que con su 1,90 siempre pone en apuros a la zaga rival.

Jugadores a seguir

Lewandowski: Ha marcado 30 goles en el Dortmund esta temporada y se ha convertido en uno de los delanteros más interesantes del continente. Es un goleador nato y esta ha sido la campaña de su consagración definitiva. El año pasado vivió a la sombra de Lucas Barrios, pero su gran estado de forma y la marcha del paraguayo al fútbol chino le convirtieron en pieza clave en un Borussia que ha reeditado título este año. Es la gran esperanza de su país en el torneo.

Samaras: Es, con diferencia, el jugador de más talento de su selección. Milita en el Celtic, donde se ha convertido en un ídolo, pero su carrera no ha tenido el brillo que se esperaba. Nunca ha realizado nada especialmente destacado a nivel internacional, por lo que es un jugador poco conocido para el gran público. Pasó por el City antes de la llegada del jeque, pero no rindió como se esperaba.

Pogrebnyak/Pavlyuchenko: Arshavin es la estrella rusa, pero sus últimas temporadas no son dignas de ser destacadas en este apartado. En principio Pavlyuchenko será el titular, pero no hay que olvidar que Pogrebnyak tuvo un par de meses sensacionales a su llegada al Fulham. Después bajó el rendimiento, pero se trata de un delantero de rachas y si pilla la buena Rusia será un rival de cuidado. Las esperanzas del fútbol ruso también están puestas en Dzagoev, pero su temporada no ha sido todo lo buena que se esperaba.

Cech: Qué decir del portero del Chelsea… Se acaba de proclamar campeón de la Champions por primera vez con una actuación destacadísima. Que le pregunten a los aficionados del Barça cómo se las gasta el portero checo. Había pasado unas temporadas peores de lo habitual, pero en los últimos meses ha recuperado el nivel que le encumbró como uno de los mejores porteros del mundo. Es el gran líder de la selección checa y un auténtico seguro bajo palos. Forma junto con Neuer, Casillas y Buffon el olimpo de los guardametas de la Eurocopa.

La Eurocopa ya está aquí


En los últimos meses no he escrito en el blog todo lo que hubiese querido, pero este mes retomo el ritmo frenético y trataré de actualizarlo a diario con las previas y las crónicas de cada jornada. Hace dos años creé uno especialmente para el Mundial –elmundialdealex.wordpress.com-, pero ésta vez prefiero utilizar esta para no volver loca a la gente que ya lo sigue.

Quería dar las gracias a todos los que me habéis animado a hacer el seguimiento de la Eurocopa. No sabía que el del Mundial gustó tanto como para que tantos me animaseis a llevar a cabo esta bendita locura.

En próximas entradas analizaré los grupos y cada selección en particular, pero a grandes rasgos mi opinión no es muy diferente de la de todo el mundo: España con sus bajitos, Alemania con el fútbol que enamoró en el Mundial más los nuevos talentos, y Francia con la talentosa generación del 87 a la cabeza, son los grandes favoritos a llevarse el título, aunque nunca podemos descartar a una Italia que cada vez que tiene un lío se lleva un Campeonato, como ya hiciera en el 82 y en 2006. Holanda es un gran equipo cuando no se dedican a atizar, como sucedió en la final de Johanesburgo, y cuenta en sus filas con dos delanteros que viven un continuo idilio con el gol, como son Van Persie y Huntelaar.

Después del éxito de España en los dos últimos torneos son muchas las selecciones que han apostado por imitar el estilo de ‘la Roja’ con el balón como protagonista. Es de agradecer este tipo de fútbol ante conjuntos como la Grecia campeona en 2004 o el Chelsea que recientemente se ha proclamado campeón de la Champions. Ahora, incluso Italia ha abandonado el fútbol ultradefensivo de otra época y Prandelli prefiere a jugadores de calidad. El catenaccio tan típico de los italianos lo lleva a la práctica, como no podía ser de otra forma, Trapattoni en Irlanda. Y es que como todos sabemos la cabra siempre tira al monte.

Esto es un adelanto, si queréis saber más, estos días iré colgando los primeros análisis.

Un saludo