Las claves del Barça


20130312-123914.jpg

Partido de vuelta de los octavos de final de la Champions League entre Barcelona y Milan. Los italianos llegan al Camp Nou con la ventaja que les da el 2-0 logrado en la ida, por lo que no es de extrañar que monten el autobús delante de la portería de Abbiati, al que el Barça no puso en apuros hace unas semanas. El de San Siro probablemente sea el peor partido de los últimos años del Barcelona, que está obligado a hacer una gesta si quiere estar en el bombo del próximo viernes.

Estas son las claves del partido:

Estado físico- Si el Barça no está bien fisicamente será muy dificil que pase. Es una condición fundamental, porque si los jugadores no están a tope será imposible que mantengan el ritmo que deben darle al partido. Los jugadores del Milan jugarán a la defensiva, metidos muy atrás y su desgaste será menor.

Se desconoce cual ha sido la preparación física del Barça en las últimas semanas, pero está claro que si no se recupera el tono físico de hace unos meses será muy complicado pasar de ronda.

Presión- La presión está directamente relacionada con el plano físico. Si están bien podrán presionar arriba y robar el balón con mayor facilidad, por lo que la defensa correrá menos peligro y se generarán más y mejores ocasiones de gol. La presión es una de las señas de identidad del Barça de hace unos meses y que en el último mes ha brillado por su ausencia. Es practicamente imposible que pasen si no realizan una buena presión.

Circulación de balón- Roura debería poner el video del partido de ida en el vestuario para que los jugadores se den cuenta de lo que no deben hacer. Nada de mover el balón sin intensidad y sin movimiento de jugadores. Si no se le imprime intensidad y no hay balones en profundidad es darle facilidades al rival. Es fundamental el factor sorpresa y que los jugadores tiren desmarques al hueco desde la segunda línea.

Posicionamiento- Este aspecto es fácil de explicar, pero difícil de llevar a cabo porque depende del equipo rival. Si el Milan no mete las dos líneas de cinco en la frontal será más sencillo, pero si se encierran será una versión del partido del Inter de hace unos años.

No por amontonar jugadores arriba se va a atacar más y mejor. El Barça debe mover el balón y que los jugadores se incorporen desde atrás sorprendiendo a los rivales, cobrando especial importancia los laterales. Alves y Alba acabarán como extremos, pero no deben estar en esa zona sino llegar desde atrás y sorprender. Fundamentales los cambios de juego de una banda a otra y generar superioridades en las bandas, aunque esto último se antoja complicado con el catenaccio que prepara Allegri.

Defensa- No es cosa unicamente de los cuatro defensas y Busquets, todo el equipo debe aportar. El Milan saldrá a defender, pero tendrá sus oportunidades a la contra, eso no lo duda nadie. Es importante no encajar goles, pero el Barça tampoco puede pensar en marcar sólo dos goles, porque puede que no sean suficientes.

Cabeza- Será un partido largo, muy largo, y no es descartable que haya prórroga, por lo que los jugadores deben tener paciencia y estar concentrados en todo momento. Es fundamental acabar las jugadas, mejor tirar el balón fuera a que el Milan arme una contra.

La eliminatoria empieza perdida, pero los jugadores no le deben perder la cara al partido. Esto es fútbol y en el partido pasarán miles de cosas y puede que en un momento estés con los dos pies fuera y minutos después clasificado. Que se lo pregunten al Madrid la semana pasada…

Alineación- Creo que Puyol no está bien fisicamente y aunque su espíritu es fundamental saldría con Mascherano, que está más rápido y al cruce va como nadie. Además la salida de balón del argentino es mejor que la del capitán. Sus balones a la espalda de la defensa pueden ser muy validos en caso de que el Milan no esté muy atrás.

Arriba es Messi y dos más, pero es la gran duda que tengo. No saldría con Pedro, que está en un estado pésimo de forma y no me fío de Alexis, por lo que pondría a Tello a abrir el campo y a Villa que es el jugador que más gol tiene de la plantilla tras Messi. Al Guaje le van este tipo de partidos y siempre rinde, como ha demostrado en la selección.

Mi alineación sería la siguiente: Valdés; Alves, Mascherano, Piqué, Alba; Busquets, Xavi, Iniesta; Tello, Messi y Villa.

Posibilidades: Barça 20% Milán 80%

Vuelve el rey de la Champions


Puede que este título sea un tanto contradictorio, pero además del partidazo del día, que es el Milan-Barça, esta noche Didier Drogba vuelve al torneo que le coronó la temporada pasada en un remozado Galatasaray.

Milan – Barcelona

El Barça es favorito, para el partido de hoy, para pasar la eliminatoria y para llegar a la final de Wembley, pero primero deberá superar a un Milan que no se lo pondrá nada fácil. El Milan no es el equipo que maravilló en los ochenta y noventa, ni el que ganó varias Champions en la última década, pero es un grande y merece todos los respetos.

Los italianos no podrán contar con su nueva estrella, el díscolo Balotelli, ya que jugó con el City en la fase de grupos. Desde que el delantero llegó en el mercado invernal no han perdido, pero está por ver cómo funciona el equipo sin su gran estrella. El Milan siempre ha tenido grandes jugadores y los sigue teniendo. El Shaarawy ha explotado este año y formará en ataque con Boateng y Pazzini, pero por detrás el nivel baja sobremanera. Miras la plantilla del equipo más laureado de Italia, cuentan son siete Copas de Europa, y te das cuenta de que cualquier tiempo pasado fue mejor, no hay comparación posible con el Barça.

Los de Tito Vilanova (hoy estará Jordi Roura en el banquillo) cuentan con el mejor jugador del mundo y casi una decena de jugadores de la mejor selección actual, lo que debe ser una garantía más que suficiente, pero esto es fútbol y todo puede pasar. No se puede subestimar al Milan, pero lo lógico sería que el Barça ganase hoy y dejase la eliminatoria practicamente sentencida. Además, después de la exhibición del Bayern en el Emirates querrán demostrar que ellos son los favoritos al título.

Pasa: Barcelona

drogba-galatasaray

Galatasaray – Schalke

Altintop, Felipe Melo, Riera y Eboue. Parece una reunión de viejos rockeros, pero son algunos de los jugadores que saldrán de inicio en el equipo turco. Jugadores curtidos en mil batallas con muchísima experiencia en partidos internacionales. A ellos hay que sumar a Sneijder, recién llegado del Inter y a Didier Drogba, que tras su periplo en el fútbol chino vuelve a Europa y a su competición fetiche. Es probable que el delantero empiece el partido en el banquillo, pero seguro que Fatih Terim le dará minutos.

Los alemanes tratarán de enfriar el infierno que tendrán que vivir en Estambul con el potencial de su ataque, en el que sigue destacando Huntelaar. Para muchos, entre los que me incluyo, el Schalke se le queda pequeño al delantero holandés, ya que podría estar jugando en un equipo mejor. Pero esa es otra historia.

Keller debuta en Champions después de haber sustituido a Huub Stevens en el banquillo. El anterior técnico consiguió el pase a octavos como primero de grupo, pero este hecho no fue suficiente para continuar al frente del equipo de Gelsenkirchen. En el mercado invernal perdieron a Holtby, que se fue al Tottenham, y para suplirle llegó Michel Bastos, procedente del Lyon y que ha destacado en los partidos que ha disputado con su nuevo equipo.

Se trata de una de las eliminatorias más abiertas de los octavos de final y una de las pocas en las que podría caer el cabeza de serie.

Pasa: Galatasaray.

Jeques contra cantera


El PSG y el Milan han llegado a un acuerdo para el traspaso de Thiago Silva e Ibrahimovic al conjunto galo por algo más de 60 millones de euros. Se trata del gran movimiento del mercado estival que a partir de ahora se moverá un poco más.

Los jeques son la nueva moda del fútbol, han aterrizado en Europa con sus petrodólares y la mayoría de los presidentes sueñan con que alguno se interese por su club, para salvar la situación actual y soñar con títulos que antes o después llegan, como le ha pasado al City.

En España sólo el Málaga tiene un jeque que pone pasta, bueno y el Barça y el Madrid disponen del Jeque de los derechos de televisión, pero esa es otra historia. El dueño del conjunto costasoleño tiene una manera un tanto peculiar de trabajar, pero finalmente acaba pagando los traspasos y las nóminas. Al Racing y el Getafe sus jeques les salieron ranas, uno era un camarero disfrazado y el otro un chorizo que lo único que hizo fue llamar la atención en los palcos.

Yo seré un romántico, pero prefiero ver triunfar a un chaval de la cantera que lleva toda la vida en mi club que la llegada de un multimillonario de estos. Me ilusiona mucho más ver jugar y crecer a Rubén Pardo cada domingo -si el entrenador lo permite-, que la llegada de un jugador que se marchará en cuanto otro equipo le ofrezca más dinero.

Los equipos de fútbol son el último entretenimiento para los jeques, pero nadie sabe cuanto les puede durar el capricho. Quien sabe si pasado mañana el del City se aburre, pega la espantada y deja al equipo con una deuda que no pueda gestionar. ¿Pan para hoy hambre para mañana? Habrá casos que si y otros que no, pero a mi que me den mi equipo de cantera que siempre dará frutos, algunos mejores que otros.